martes, 29 de mayo de 2012

Transmigrando

El cuerpo es atraído por la tierra,
un imán le hala a estar allí
donde las aves cantan,
el río suena, las plantas hablan.

El ser es uno con su madre
las partículas se unen a la energía pacha
Y recorren aquel fondo de la montaña;
Donde el agua nace
convirtiéndose en esta.

Recorre las sendas y caminos,
 fluye entre  los árboles que abren paso
a su hermano el río,
lleva paz, viaja con energía mística
vuelve  a unirse con alguna cascada,
un pájaro le bebe
Y es ahora mitad río, mitad ave…

Ave que despliega sus alas
para ver la inmensidad de la tierra,
entre nubes  viaja a soñar
a vivir
hermoso colibrí que chupa la flor roja
es río, ave, flor…

Flor que nace de la tierra
que se alimenta de sí misma 
el río que danza a son del viento
y juega al amar con las aves,
esparce su bendito polen
para regalarlo al universo
es ahora río, ave, flor, viento..

Viento que lleva consigo el sonido de las aves como quena
el cantar del río como voces de antepasados,
alegrías de árboles como niños,
es espíritu angelical
que vuela asomándose  por las montañas;
acercando su belleza al iluminador padre
a la esfera fuego…

todos fluyen 
se funden  en su yo,
son uno, son si mismos
es la madre, sus venas sus ojos
su corazón
un todo generando una energía maternal
revelada para todos,
para el hombre
para el infinito galáctico desconocido…

poco a poco despierta
sus pies , sus manos retornan
sus ojos se abren
ha caído ya la noche  sobre la montaña silenciosa
en la que descansa  su cuerpo.


1 comentario:

  1. El espíritu va transmutando sus formas en la rueda de los retornos, quizá sea necesario probar todas las formas para poder encontrar la clave que me permita salir, otros quieren sentirse uno con el todo, sea como sea en ambos casos el espíritu trata de subir, como de volverse estrella y seguir su viaje entre planetas, asi viajan ellos los naguales por el hilo de oro deshilando los soles...

    ResponderEliminar